Construido con Berta

  1. DECLARACIÓN E INVITACIÓN
    TERCER ENCUENTRO CULTURA E INVESTIGACIÓN
    Propuestas para una nueva política de investigación en Colombia

    Universidad del Valle

    7 de abril de 2016

    ***

    Descargar Declaración aquí

  2. DECLARACIÓN
    SEGUNDO ENCUENTRO CULTURA E INVESTIGACIÓN
    Universidad del Tolima


    Los días 8, 9 y 10 de octubre de 2015, un grupo de investigadores e investigadoras de las universidades de Caldas, Nacional de Colombia (sede Bogotá), Valle, Antioquia, Tolima, Tecnológica de Pereira, Autónoma de Manizales, Ibagué, entre otras, se reunió en la Universidad del Tolima con el propósito de continuar el proceso de formulación concertada de una política pública de investigación en ciencias sociales y humanas, trazado en el Primer Encuentro realizado en Bogotá en marzo de 2015. En esta ocasión nos concentramos en el análisis de los procesos de evaluación de la producción de los campos de las Ciencias Sociales, las Humanidades y las Artes, las diversidades metodológicas de los procesos investigativos, las dinámicas de circulación de las producciones académicas, así como en las contribuciones de estos campos de conocimiento a la comprensión de las dinámicas sociales, culturales y políticas de las sociedad colombiana, y en particular a la construcción de la paz y de horizontes posibles del Posacuerdo. Vemos con profunda preocupación que el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación así como las directrices del Ministerio de Educación para la educación superior en Colombia sigan ignorando los procesos investigativos que desarrollamos en nuestros campos de conocimiento. Este desconocimiento se expresa en los siguientes aspectos:

    1. Los modelos de evaluación definidos desde criterios puramente técnicos y productivistas dejan de lado la especificidad y las lógicas y de producción y difusión del conocimiento de las ciencias sociales, humanas y las artes. Estos criterios no sólo vulneran a estas disciplinas, sino que ponen en riesgo la producción investigativa de otros campos que no están enfocados a la producción de réditos económicos. 
    2. Los criterios de las convocatorias de Colciencias para proyectos de investigación y reconocimiento de grupos, becas de doctorado y jóvenes investigadores se basan en jerarquías entre disciplinas académicas y estímulos disímiles que incentivan la competencia y no la cooperación entre campos del saber. 
    3. La presunción de que las publicaciones internacionales y en inglés per se son de mayor calidad y tienen mayor impacto que las publicaciones nacionales no se detiene en la lectura crítica de esta dinámica. Postular que el lugar de publicación y el idioma determinan la calidad de la publicación no solo deja de lado su contenido. Resulta también en la inserción subordinada de la producción científica del país en los rankings internacionales; fortalece a grandes empresas transnacionales que se lucran de la gestión las bases de datos; y se traduce en las dificultades de acceso a ella en plano local. Como lo ha señalado el Manifiesto de Leyden, es importante recordar que en particular las ciencias sociales y las humanidades se enfocan en temas regionales y nacionales pero también es el caso de otros campos del conocimiento; por ejemplo, los estudios de la salud. Es precisamente en esos contextos que deben circular sus productos y propuestas. 
    4. Los criterios uniformes, generalmente basados en las lógicas de las ciencias básicas, no hacen justicia a las lógicas de las ciencias humanas y sociales, más orientadas a la producción de libros y compilaciones y a la creación.
    5. El Plan Nacional de Desarrollo y Colciencias han venido reduciendo los procesos de investigación y evaluación a la Tecnología e Innovación. Así, dejan de lado el potencial de la investigación cultural y social para contribuir a la comprensión y resolución del conflicto armado y de las múltiples violencias que por largo tiempo han embargado el panorama político y social de nuestro país. Estas dinámicas que restan visibilidad a las especificidades de nuestros campos de conocimiento atentan contra la calidad de la educación superior y sobre todo afectan a la educación pública en tanto restringen el acceso a los recursos que el Estado debería garantizar para el desarrollo investigativo del país.

    Por lo anterior, declaramos que:

    1. Se hace necesario continuar la reflexión y construcción conjunta de una política pública de Ciencias, Saberes y Tecnologías en la que se reconozca la importancia de todas las formas de conocimiento para un país democrático y en paz.
    2. Este marco de política deberá derivar en la construcción de mecanismos concertados y específicos de evaluación de la producción de conocimiento en las humanidades y las ciencias sociales. No nos oponemos a los procesos de evaluación sino a los mecanismos que desconocen las especificidades de nuestras disciplinas: las ciencias sociales, las humanidades y las artes.
    3. Llamamos a Colciencias y a la Comunidad Universitaria del país a la construcción participativa de una política de investigación que incorpore las teorías, metodologías e intereses críticos de las ciencias sociales, las artes y las humanidades
    4. Las relaciones entre los procesos de investigación, formación y proyección social que los marcos de ley para la educación superior pública establecen, deberán estar incluidos en esta construcción de política pública. 
    5. Invitamos a los grupos de investigación y al profesorado de las áreas de humanidades, ciencias sociales y artes del país al tercer encuentro de Cultura e Investigación, que se realizará en la ciudad de Cali en el primer semestre de 2016 y que tendrá entre sus objetivos la consolidación de la Asociación de Facultades de Humanidades y Ciencias Sociales y Artes.


    Dado en Ibagué a los 10 días del mes de octubre de 2015

    ***

    Descargar Declaración aquí


it's time to create
some sections